Cinco provincias presentan en estos momentos transmisión de dengue, enfermedad siempre en alza en este periodo del año en Cuba, informó el Ministro de Salud Pública.

Hasta el 9 de julio la transmisión de la COVID-19 en Cuba había crecido en un 83,8 % respecto a junio, al aumentar el promedio de casos por día a 41,9; contra 22,8 contabilizados en el sexto mes del año.

Aun cuando las cifras siguen siendo bajas en comparación con el mundo y también con lo vivido aquí en el verano de 2021, el Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, alertó a las autoridades del Ministerio de Salud Pública sobre la necesidad de tomar medidas para reforzar la percepción de riesgo sobre una enfermedad que continúa entre nosotros. Tenemos que adelantarnos a los pronósticos, insistió.

Se refería el mandatario a las curvas presentadas antes por el decano de la Facultad de Matemática y Computación de la Universidad de La Habana, Raúl Guinovart Díaz, quien en la reunión de cada martes con expertos del Minsap, en el Palacio de la Revolución, había explicado que varios países europeos y del continente americano están viviendo una nueva ola de contagios, a pesar de los niveles de vacunación de refuerzo. Los rebrotes no han incrementado sustantivamente el número de fallecidos en esas regiones, pero sin duda nos alertan, consideró.

La Habana, Mayabeque, Matanzas y la Isla de la Juventud han tenido un ligero aumento de casos positivos, sobre todo la capital de la nación, que acumula 115 en los últimos siete días. Según las gráficas, para todas las provincias debe mantenerse el control de la epidemia, excepto en La Habana, Holguín y el territorio pinero, donde podrían continuar creciendo lentamente los confirmados de no tomarse las medidas.

La situación de Cuba es muy favorable con respecto a otros países que hemos estudiado, remarcó el investigador, pero no podemos confiarnos y hay que seguirle prestando atención a la COVID-19.

Precisamente, ante esas tendencias, el primer ministro Manuel Marrero Cruz, –en la reunión del Grupo temporal del Gobierno para el enfrentamiento a la pandemia, que cada martes sigue a la cita con los expertos– exhortó a los gobernadores de los territorios, que se conectan con el Palacio de la Revolución a través de videoconferencia, «reforzar todas las medidas, todos los protocolos establecidos».

Sobre todo una recomendación, subrayó el miembro del Buró Político: «hay que insistir en que las personas, de manera voluntaria, opten por el uso del nasobuco, que es una protección efectiva ante la posibilidad de que pueda haber un incremento de los casos positivos».

Sobre la situación del país en estos días, el ministro de Salud Pública, José Angel Portal Miranda, había informado igualmente aquí que hasta el 9 de julio se mantenían activos 207 casos, cifra que representa 66 más si se compara con la semana anterior. No obstante, destacó, por ocho semanas consecutivas no fallece nadie por la COVID-19 en el país.
Este martes se informaron en el parte oficial 31 nuevos positivos en toda la nación, pero el pronóstico para el miércoles –hasta las tres de la tarde– indicaba un aumento, lo cual confirma la tendencia al alza de los casos en un periodo del año en el que las personas relajan las medidas sanitarias ante unas merecidísimas vacaciones.
Hoy Cuba tiene un 97,7 % de su población vacunable con tres dosis y un 84 % con dosis de refuerzo, lo que marca totalmente la diferencia con otros países y con ella misma en julio de 2021, pero como dijo el Presidente Díaz-Canel, en la confianza está el peligro.

PASAR A OTRO MOMENTO EN EL ENFRENTAMIENTO AL DENGUE

Cinco provincias presentan en estos momentos transmisión de dengue, enfermedad siempre en alza en este periodo del año en Cuba, informó en la sesión de trabajo el Ministro de Salud Pública.

En la semana que recién terminó, la tasa de incidencia de casos sospechosos creció un 42 % con respecto a la anterior; y los territorios con números superiores a la media nacional son la Isla de la Juventud, Camagüey, Holguín, La Habana, Guantánamo y Pinar del Río.

Por tal razón, el Presidente Díaz-Canel indicó comenzar a utilizar este espacio de debate con los expertos del Minsap, que tantos frutos ha dado, para combatir también el dengue, «empezar a sistematizar aquí el papel de la ciencia para enfrentar el dengue e irnos de lo tradicional; como lo hemos venido enfrentando no nos ha dado resultados, hay que pasar a otro momento en el enfrentamiento al dengue», sentenció.

julio 12/2022 (Granma)

Comments

Comments are closed.

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code