La Habana, 23 may (ACN) A partir de la obtención de péptidos sintéticos, el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología de Cuba (CIGB) desarrolla varios productos para el tratamiento del cáncer, desórdenes autoinmunes y enfermedades infecciosas, los cuales se encuentran en etapas de ensayos clínicos y han demostrado seguridad y evidencias de eficacia.

Hilda Elisa Garay Pérez, especialista principal del Grupo de Péptidos Sintéticos de la Dirección de Investigaciones Biomédicas de esa institución, precisó a la Agencia Cubana de Noticias que para la terapéutica del cáncer evalúan los péptidos CIGB-300 y CIGB-552.

Otro de los proyectos del centro está relacionado con el desarrollo de una vacuna terapéutica contra el cáncer de próstata avanzado, producto conocido con el nombre Heberprovac, que va dirigido a la generación de una respuesta de anticuerpos contra el péptido sintético Pyr-GnRHm1-TT, agregó.

La también doctora en Ciencias Químicas, investigadora titular y especialista en tecnología de avanzada, señaló que los estudios relacionados con estas moléculas están enfocados, además, a la artritis reumatoide, con el CIGB-814, y el VIH (virus de la inmunodeficiencia humana), mediante el antiviral CIGB-210.

Algunos de estos candidatos terapéuticos, entre ellos el CIGB-300 y el CIGB-814, también se emplearon en pacientes positivos por coronavirus SARS-CoV-2, causante de la COVID-19, y ante esa enfermedad uno de los que más impacto tuvo fue el CIGB-814 (CIGB-258), conocido como Jusvinza, su nombre comercial, acotó.

Con relación a este producto, la especialista recordó que es el único a las puertas de la fase III de ensayos clínicos y tiene autorizo de uso en emergencia para el tratamiento de pacientes graves y críticos con COVID-19, por lo que al obtenerse un registro sanitario se convertirá en el primer péptido sintético producido y registrado en el país.

Garay Pérez expresó que en 2020 el CIGB-814 había concluido los ensayos clínicos fase I y II para el tratamiento de la artritis reumatoide, lo cual incluye el proceso de síntesis y el escalado a decenas de gramos por lote, y a partir de la idea del grupo dirigido por la doctora María del Carmen Domínguez, líder del proyecto, comenzó a estudiarse en el control de la inflamación asociada a la COVID-19.

La científica, quien mereció el Premio Mujeres Latinoamericanas en Química 2021, explicó que la síntesis de péptidos se enmarca en la química orgánica, y que estos pueden obtenerse a partir de fuentes naturales, por vías recombinantes y por síntesis química, siendo esta última la tecnología de elección para la producción a gran escala.

Según detalló, estos tienen como ventaja que permiten avanzar de manera más rápida en el desarrollo de los fármacos, al lograr con la misma tecnología la molécula desde la etapa de investigación hasta la productiva, mediante el aumento de la escala y el ajuste de los procesos.

La cartera de proyectos de investigaciones biomédicas del CIGB incluye productos basados en proteínas recombinantes y péptidos sintéticos, y el Grupo de Péptidos Sintéticos, dirigido por Hilda Garay Pérez, tiene el privilegio de estar presente desde la etapa de investigación hasta el escalado del producto en la fase I y II de los ensayos clínicos.

mayo 23/2022 (ACN)

Comments

Comments are closed.

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code