Pinar del Río, 13 jul (ACN) La COVID-19 sigue demostrando su incidencia en la población mundial más allá de sexos, razas y edades, de ahí que el autocuidado se mantenga como una premisa en estos tiempos, sobre todo en los menores de 18 años, uno de los grupos considerados vulnerables.

Desde el mes de mayo apreciamos un aumento del número de casos en edades pediátricas en Pinar del Río y hoy tenemos en la provincia 131 activos, de los cuales 10 son lactantes, explicó a la ACN la doctora Mayté Cabrera Hernández, directora del hospital pediátrico Pepe Portilla, del occidental territorio.

La situación epidemiológica es muy compleja y lleva a nuestro colectivo a empeñarse en dar una adecuada atención y en que los pacientes asimilen adecuadamente los protocolos de tratamiento, apuntó.

Aseveró que las cifras sin dudas hablan de la responsabilidad y la disciplina que deben primar en el seno de cada familia, especialmente teniendo en cuenta el cumplimiento de las medidas establecidas al interior de los hogares.

En la institución asistencial permanecen 84 pacientes- los más pequeños o con comorbilidades-, mientras el resto se encuentra en centros de extensión hospitalaria y todos reciben tratamiento médico.

Asimismo, 91 sospechosos se mantienen en vigilancia y son tratados actualmente por presentar sintomatología asociada a la enfermedad; en tanto 14 padres están positivos y se atienden por personal de Medicina Interna.

Al tiempo que avanzan en el país los ensayos clínicos de candidatos vacunales cubanos anti-COVID-19 para pacientes en edades pediátricas, la conciencia ciudadana constituye arma vital en el combate contra la pandemia.

Más de 25 mil confirmados en ese rango de edades acumula la mayor de las Antillas desde marzo de 2020, una alarma para la familia y muestra de que todo cuidado es poco.

julio 13/2921 (ACN)

julio 15, 2021 | Maria Elena Reyes González | Filed under: De la prensa cubana | Etiquetas: , , |

Comments

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code