El parto humanizado, o respetuoso, es el respeto a los derechos de los padres y los niños en el momento del nacimiento, modalidad que se promueve Artemisa a través del proyecto Efectividad de un programa de psicoprofilaxis obstétrica desde la perspectiva del parto humanizado.Lareisy Borges Damas, licenciada en enfermería, al frente de la iniciativa, explicó a la ACN que el parto respetuoso considera los valores de la mujer, respeta su dignidad y autonomía durante el proceso de dar a luz y reduce los nacimientos sobre medicados.

Borges Damas refirió que el proyecto ofrece continuidad a una investigación de su tesis doctoral de 2017 sustentada en un modelo cubano de cuidado humanizado a la mujer durante el trabajo de parto y el parto desarrollada en el hospital General Docente Ciro Redondo García, en Artemisa, tema poco abordado en Cuba.

Refirió que hasta su puesta en práctica en febrero de este año, la incitativa transitó por varias fases entre las que sobresalen su aprobación por Ministerio de Salud Pública (Minsap), capacitaciones a profesionales de la enfermería obstétrica y su presentación en eventos nacionales e internacionales.

Señaló como significativo la publicación del libro Psicoprofilaxis obstétrica desde la perspectiva del parto humanizado, el cual puede consultarse en la biblioteca virtual de salud de Cuba, y la confeccionó el texto Manual de enfermería para los cuidados maternos respetuosos y humanizados en Cuba, aún sin publicar.

Además, se incluyó el parto humanizado en las líneas de investigación de la especialidad de Enfermería Obstétrica y Ginecológica y se diseñó un sitio web en el portal Infomed Artemisa con el nombre de Una concepción integradora del parto humanizado, significó.

La fase práctica del proyecto se inauguró el pasado mes de febrero en el Hospital General Docente Ciro Redondo García, consta de clases de dos horas de duración con una frecuencia semanal, cuyos contenidos preparan a la madre para el parto y el cuidado del recién nacido, comentó Tatiana Oramas Regalado, licenciada en enfermería.

Sobre la captación de las embarazadas precisó que tienen en cuenta su conformidad, deben encontrarse a término (por encima de las 37 semanas de gestación), no padecer enfermedades asociadas o dependientes de la gestación y han participado 48 gestantes.

La también residente de primer año en la especialidad de obstetricia lleva a la práctica la efectividad del programa de psicoprofilaxis, método teórico práctico que permite a las embarazadas conocer qué experimentarán en el parto y cómo deben proceder.

Según Oramas Regalado en las sesiones les enseñan métodos para aliviar el dolor como la masoterapia y la utilización del reboso, herramientas para la respiración y relajación, así como posiciones en las que pueden parir o aliviar el dolor durante el parto.

El impacto de la investigación se evalúa con un cuestionario a las gestantes sobre su conocimiento del tema, a través del seguimiento en el parto y la entrevista a la mujer cuando pare sobre el impacto de las clases, señaló Alicia González Portales, licenciada en enfermería especialista en materno infantil.

De acuerdo con la enfermera han constatado satisfacción entre las asistentes al proyecto y se crean las condiciones para extenderlo a toda la provincia.

Como parte del estudio, agregó, se creó el grupo de WhatsApp: Mujeres preparadas: bebés felices, donde se incluyen a todas las gestantes que reciben el curso, el cual les permite conocer el momento del parto, aclarar dudas, incluso durante el puerperio.

Estoy superagradecida por brindarnos sus experiencias y conocimientos. Fui al parto y me quedé con el más bello recuerdo, lo disfruté al máximo. Estoy feliz por conocerlas y llevar a la práctica lo que nos enseñaron. Jamás dejen de brindar ese amor que muestran en las clases. De corazón, muchas gracias, les escribió Yeneidis por WhatsApp.

junio 10/2021 (ACN)

Comments

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code