El reclamo para poner fin al bloqueo de Estados Unidos contra Cuba se escucha con fuerza en Naciones Unidas, mientras transcurre el debate de alto nivel del 77 período de sesiones de la Asamblea General.

Varios mandatarios latinoamericanos, entre los que se hallan el de Argentina, Alberto Fernández, la hondureña Xiomara Castro y el de Bolivia, Luis Arce, demandaron poner fin a las políticas punitivas de Washington que por más de 60 años pesan sobre la isla caribeña.

“Quiero llamar la atención sobre la utilización de medidas unilaterales de coerción. De acuerdo con la Carta de la ONU, las únicas sanciones legítimas son aquellas impuestas por el Consejo de Seguridad para hacer cumplir sus decisiones en materia de mantenimiento de la paz y la seguridad”, señaló Fernández.

En virtud de ello, agregó, Argentina se suma al reclamo de los pueblos de Cuba y Venezuela para que se levanten los bloqueos que esas naciones padecen.

Castro, por su parte, rechazó el cerco estadounidense, al que calificó de infamia, y destacó la necesidad de discutir seriamente sobre la multipolaridad del mundo.

“Pregonamos el retorno al respeto a la autodeterminación de los pueblos rechazando el infame y brutal bloqueo al pueblo de la hermana República de Cuba”, afirmó.

El gobernante de Bolivia, afirmó por su parte que otra muestra clara de la aplicación de medidas unilaterales es el inhumano y criminal bloqueo comercial y financiero contra el país antillano, que pone en riesgo la vida de millones de ciudadanas y ciudadanos.

Según dijo, es un crimen contra la humanidad, implementar ese tipo de medidas, como también lo es mantener a la isla caribeña en la lista de patrocinadores del terrorismo.

“Es un lamentable ejemplo que debería hacer reflexionar acerca de cómo la mayoría de las decisiones mayoritariamente tomadas cada año en esta Asamblea son incumplidas por determinados países”, agregó en referencia al proyecto de resolución aprobado desde hace más de 25 años sobre la necesidad de eliminar esa política punitiva.

Arce consideró inconcebible que en un mundo golpeado por la crisis y la pandemia aún se apliquen medidas coercitivas unilaterales con el objetivo de doblegar gobiernos a costa del hambre y el sufrimiento de sus pueblos.

Sostuvo que en medio del actual contexto ningún país debería ser perseguido, sancionado o acorralado por ejercer su derecho a determinar libremente su propio sistema político, económico y social.

El 77 período de sesiones de la Asamblea General, al que acuden más de 150 dignatarios, inició la víspera bajo el lema “Un momento decisivo: soluciones transformadoras para desafíos interrelacionados”.

septiembre 21/2022 (Cuba Si)

Comments

Comments are closed.

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code