Identificaron un agujero de ozono “enorme” que no se esperaba que existiera en la atmósfera de la Tierra en casi toda la región tropical.

El agujero es una brecha durante todo el año en la capa de ozono del planeta, y es siete veces más grande que el agujero de ozono antártico más conocido y que se abre cada año en primavera.

El profesor Qing-Bin Lu, científico de la Universidad de Waterloo en Ontario, Canadá, dijo que según su investigación, el agujero ya está presente desde hace más de 30 años y cubre un área tan grande que la mitad de la población mundial podría resultar afectada.

Le comentó a The Independent: “A diferencia del agujero de ozono antártico que solo aparece en la temporada de primavera, el agujero de ozono tropical aparece en todas las estaciones desde la década de 1980, y su área es casi siete veces mayor”.

“[Esto] podría causar una preocupación mundial, ya que puede provocar aumentos en la radiación ultravioleta a nivel del suelo y los riesgos asociados de cáncer de piel y cataratas, y otros efectos negativos en la salud y los ecosistemas en las regiones tropicales”.

Añadió que hay “informes preliminares que muestran que los niveles de agotamiento del ozono en las regiones ecuatoriales ya ponen en peligro a grandes poblaciones allí, y la radiación ultravioleta asociada que llega a las regiones fue mucho mayor de lo esperado”.

Al hablar sobre encontrar la enorme área de ozono empobrecido, el profesor Lu le comentó a The Independent: “Suena increíble que el gran agujero de ozono tropical no se haya descubierto antes. Pero existen algunos desafíos intrínsecos para hacer este descubrimiento”.

“Primero, no se esperaba que existiera un agujero de ozono tropical a partir de la teoría fotoquímica convencional.

En segundo lugar, a diferencia de los agujeros de ozono antárticos/árticos que son estacionales y aparecen sobre todo en primavera, el agujero de ozono tropical permanece esencialmente sin cambios a lo largo de las estaciones y, por lo tanto, es invisible en los datos observados originales”.

Al igual que con el agujero de ozono antártico, el valor normal de ozono se reduce en aproximadamente un 80 por ciento en el centro del agujero de ozono tropical, encontró la investigación.

La nueva investigación también destacó las diferencias en las teorías predominantes sobre cómo se agota el ozono.
En el pasado, se consideraba que la presencia de CFC (clorofluorocarbonos) era la principal causa del agotamiento del ozono. El Protocolo de Montreal de 1987, que los prohibió, resultó en una reducción importante en su uso.

Pero a pesar de la prohibición global, los agujeros de ozono más grandes, profundos y persistentes, sobre la Antártida, todavía se observaron a fines de la década de 2000 y en 2020-2021.

“Esto fue inesperado en cualquiera de los modelos fotoquímicos y climáticos”, detalló el profesor Lu.

Una teoría separada del agotamiento del ozono, conocida como CRE (reacción de electrones impulsada por rayos cósmicos), en la que los rayos cósmicos del espacio reducen el ozono en la atmósfera, fue propuesta por primera vez por el profesor Lu y sus colegas hace dos décadas.

Le dijo a The Independent: “Los resultados observados indican claramente que tanto los agujeros de ozono antárticos como los tropicales deben surgir de un mecanismo físico idéntico, y que el mecanismo CRE ha mostrado una excelente concordancia con los datos observados”.

Añadió: “Los CFC son, sin duda, los principales gases que agotan la capa de ozono, pero los rayos cósmicos juegan un papel importante en la causa de los agujeros de ozono tanto polares como tropicales”.

La investigación se publica en la revista AIP Advances.
julio 07/2022 (Cuba Si)

julio 8, 2022 | Maria Elena Reyes González | Filed under: América, Contaminación ambiental, De la prensa cubana, investigación, medio ambiente, Salud, Sociedad | Etiquetas: |

Comments

Comments are closed.

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code