La Habana, 11 mar (ACN) Jorge Luis Perdomo Di-Lella, vice primer ministro de Cuba, destacó hoy los aportes de los científicos cubanos en el enfrentamiento a la pandemia de la COVID-19, cuando se cumplen dos años de detectarse los primeros casos de la enfermedad en el país.

Señaló que en ese momento se movilizaron fuerzas productivas y recursos de varias entidades del Grupo Empresarial BioCubaFarma, en función de lograr en tiempo récord las dosis de vacunas necesarias para inmunizar a la población, así como desarrollar medios de diagnóstico, ventiladores pulmonares y productos innovadores para el tratamiento de los pacientes positivos.

Durante la reunión resumen del balance de BioCubaFarma en 2021, Perdomo Di-Lella reconoció el prestigio alcanzado por el sector, debido a los resultados de la ciencia en medio de las complejidades provocadas por la pandemia y el recrudecimiento del bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por el gobierno de Estados Unidos a Cuba.

A pesar del esfuerzo realizado, dijo, las limitaciones financieras han provocado afectaciones en la producción de medicamentos y la proyección para este año es estabilizar su fabricación para suministrarlos al Sistema Nacional de Salud.

Mencionó que la organización tiene un elevado potencial en sus más de 390 proyectos de investigación-desarrollo que actualmente se encuentran en ejecución y resaltó a 14 de ellos que darán respuesta a problemáticas de salud como las enfermedades autoinmunes, neurodegenerativas y el cáncer, entre otras.

Eduardo Martínez Díaz, presidente de BioCubaFarma, explicó que para 2022 la entidad tiene como prioridad contribuir al control de la pandemia de la COVID-19, garantizar la inmunidad de la población y mantener estable la producción de medicamentos y otros productos para la asistencia médica.

Afirmó que resulta prioritario contribuir a la soberanía alimentaria, fortalecer la relación con las universidades y cumplir con los planes vinculados a las exportaciones e ingresos, así como a la investigación, desarrollo e innovación.

También se refirió a la necesidad de sustituir importaciones, avanzar en la transformación digital y la industria 4.0, continuar con el plan de inversiones, fortalecer el sistema empresarial y desarrollar la fuerza laboral calificada.

En 2021 BioCubaFarma suministró el 85 por ciento de los medicamentos que conforman el protocolo cubano para el tratamiento de pacientes con COVID-19 y puso a disposición del sistema sanitario insumos para la realización de pruebas de PCR (Reacción en Cadena de la Polimerasa), hisopos y transportadores, además de mascarillas desechables y soluciones hidroalcohólicas.

Debido a las dificultades en la adquisición de ventiladores mecánicos se crearon modelos como el Pcuvente, Ventipat y el prototipo de ventilador de altas prestaciones Combiovent.

Al cierre del pasado año, las empresas del Grupo incrementaron sus estándares productivos en correspondencia con las exigencias internacionales y nuevas líneas e instalaciones obtuvieron la certificación de buenas prácticas de fabricación, como la de ampolletas de la Empresa Laboratorios AICA y los sistemas productivos de Soberana 01, Soberana 02, Soberana Plus, Abdala y Jusvinza.

De igual forma, en seis meses se fabricaron los más de 60 millones de dosis de vacunas anti-COVID-19, con las cuales se ha inmunizado a nueve millones 892 mil 314 personas, cifra que representa el 89, 3 por ciento de la población cubana, y seis millones 55 mil 380 ya cuentan con dosis de refuerzo.

marzo 11/2022 (ACN)

Comments

Comments are closed.

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code