La solidaridad de varios países (pueblos y gobiernos) ante el lamentable accidente del viernes en Matanzas no ha sorprendido a nadie. Es la reacción natural ante el sufrimiento de un país debido a la adversidad. Cuba también ha sido solidaria frente al impacto negativo de la naturaleza en varios países del mundo. Amor con amor se paga.

Hay situaciones que escapan de las más elementales previsiones. Más allá de puntuales responsabilidades, es difícil concebir peligros potenciales. Pero la respuesta ante lo imprevisible tiene que ser coherente, efectiva, coordinada.

Es lo que ha demostrado el país ahora ante la desgracia.

Unidad es la palabra de orden. A los cubanos, al sistema institucional de la salud, a las fuerzas del orden, al gobierno y las organizaciones nos corresponde actuar de acuerdo a la gravedad de las circunstancias.

Es lo que toca. Una situación como esta, que implica serias afectaciones humanas y un inevitable trauma, es un desafío para la nación toda. Y la manera de enfrentarla habla de la cohesión de todo el entramado nacional.
Es normal el abatimiento, son normales ciertas reacciones pesimistas ante la sucesión de situaciones difíciles; pero no es saludable el regodeo en esa idea de fatalidad. La nación siempre tendrá reservas morales para responder a la adversidad.

Los que piensan que el de Cuba es un Estado fallido, tienen suficientes ejemplos de la capacidad de un pueblo y su gobierno de lidiar con situaciones como esta. Por supuesto, siempre habrá quien socialice narrativas aberrantes, pero la reacción inmediata ante el accidente y la unidad esencial del pueblo serán siempre antídotos contundentes.

Una vez más Cuba demuestra su fuerza. Ante la vulgaridad de los que pretenden instrumentalizar el accidente, se refuerza el accionar conjunto de la nación toda.

Con Matanzas está Cuba. Una vez más. Como siempre.

Son momentos demandantes para todos, complejos para las autoridades, particularmente dolorosos para las víctimas y sus familiares. Hay que sostenerse en valores compartidos. Y hay que seguir trabajando, con el empeño muchas veces anónimo de mucha gente.

Las etiquetas #FuerzaCuba, #FuerzaMatanzas no son mera exhortación; es convencimiento de que Matanzas saldrá adelante, el país saldrá adelante. A todos nos toca.

agosto 07/2022 (Cuba Si)

Comments

Comments are closed.

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code