La Habana, 10 jul (ACN) En el Registro Público Cubano de Ensayos Clínicos se inspeccionaron el año precedente nueve estudios de productos naturales, de ellos cuatro vinculados al enfrentamiento a la COVID-19.

El doctor Johann Perdomo, jefe del departamento de Medicina Natural y Tradicional (MNT) del Ministerio de Salud Pública (Minsap), explicó en exclusiva a la Agencia Cubana de Noticias que con la introducción del Curmeric, el cual se ha empleado en el enfrentamiento a la COVID-19, suman 173 en el Cuadro Básico de Productos Naturales.

Precisó el especialista que el Curmeric, elaborado a partir del encadenamiento productivo entre la Empresa de Farmacias de La Habana y los Laboratorios MEDILIP, es de probada acción antibacteriana y contiene extractos de Cúrcuma longa.

Sus investigadores afirman que los estudios de laboratorio y clínicos han mostrado su seguridad y además tiene efectos antiinflamatorios y antivirales frente al Coronavirus bovino, del mismo subgénero del SARS-CoV-2.

Este producto natural se emplea por vía oral y nasal y, previamente, fue sometido a estudios clínicos observacionales, en los cuales participaron 800 personas de los municipios habaneros de Regla y Plaza de la Revolución; también se autorizó la venta del medicamento en las Farmacias de Productos Naturales y Homeopáticos de esas localidades, aseveró Perdomo.

Las indagaciones lideradas por el habanero hospital Clínico Quirúrgico Universitario Calixto García, de conjunto con el Centro de Aplicaciones Tecnológicas y Desarrollo Nuclear, corroboran que los suplementos de Cúrcuma longa disminuyen la glucemia, el colesterol y los triglicéridos en pacientes con diabetes y dislipidemias.

En opinión de los investigadores, en los primeros meses de enfrentamiento al virus del SARS-CoV-2 causante de la COVID-19, le aplicaron el Curmeric a casi un centenar de trabajadores en áreas vulnerables del “Calixto García“ y mostraron menos contagios que quienes no lo utilizaron.

Johann Perdomo enfatizó que pese a la pandemia en 2021 se logró cumplir la producción local de más de 88.8 millones de unidades de productos naturales, un 104 % del cumplimiento del plan, así como la industria biofarmacéutica entregó 10.6 millones de esos renglones tan demandados.

El año precedente el Cuadro Básico de Productos Naturales fue de 172 renglones, de ellos 111 de producción local y 61 elaborados por la industria, explicó el funcionario del Minsap.

Asimismo, destacó que existe una alta demanda de estos productos por la población, incrementada durante la pandemia y en medio de las faltas y bajas coberturas de medicamentos.

Informó que el grupo empresarial BioCubaFarma desarrolla un Programa de Investigación de Productos de Origen Natural, con proyectos encaminados a la introducción de nuevos renglones de ese tipo.

Precisó el jefe del departamento de Medicina Natural y Tradicional del Minsap que también el Centro de Investigación de Plantas Proteicas y Productos Bionaturales trabaja con otras plantas medicinales como la morera y la stevia para el desarrollo de nuevas formulaciones farmacéuticas.

Aunque no satisfacen la demanda actual, entre los renglones más demandados están los jarabes anticatarrales, las cremas, pomadas y ungüentos; así como las fricciones empleadas para el tratamiento de los dolores osteomioarticulares.

Con gran aceptación se ha venido introduciendo recientemente la droga seca molinada de especies como tilo, toronjil de menta, manzanilla y guayaba, entre otros, concluyó el directivo del Minsap.

julio 10/2022 (ACN)

Comments

Comments are closed.

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code