El doctor Luis Orlando Olivero Serrano es un trotamundos de la salud, ha prestado colaboración en Pakistán, Venezuela, Nepal, Bolivia, Haití (por dos veces) y en no sé cuántos lugares más. Ahora, como coordinador de la Brigada Médica Cubana en Haití, vuelve a enfrentarse a la tragedia en la hermana nación caribeña tras el terremoto de este sábado, que ya ha dejado más de 700 muertos.

Nos une la amistad y muchas tareas en la vida. Ante la situación le contacté para saber de su salud, la de nuestros compatriotas que cumplen allí solidaria misión y para pedirle una breve visión de lo que estaba ocurriendo.
Esto me escribió Oliveros para que lo compartiera con nuestros lectores de Cubadebate:

Una vez más la naturaleza se ensaña con este hermano país, la mañana nos sorprendió con un terremoto perceptible en toda la geografía haitiana, en los departamentos del Centro, Norte, Artibonite, Oeste, Noroeste, Noreste y el Sudeste no se reportan aparentes daños, los integrantes de la Brigada Médica Cubana y del resto de las misiones en el país se encuentran bien.

Las mayores afectaciones se reportan en el sur del país.

Las principales afectaciones a la población y las estructuras físicas se reportan en los departamentos Nippes posiciones de Aquin y L´ asele y Sur en las posiciones de Corail, Jeremie y Okay.

Todos los colaboradores de las posiciones Aquín y L´ Asele en el departamento Nippes y Corail, Jeremie en el departamento Sur se encuentran atendiendo lesionados en la parte exterior de los hospitales.

Como de costumbre, se ha trabajado desde el primer momento atendiendo a las posibilidades reales de cada posición. Se trabaja en la capital en la preparación de un hospital y su vitalidad quirúrgica, para que en caso de ser necesario, se pueda responder oportunamente.

Han existido grandes afectaciones en diferentes ciudades, estamos colaborando como es habitual, sin ánimos de protagonismo. No estamos exentos de afectaciones en viviendas e instalaciones donde trabaja la brigada, pero la prioridad es atender la población.

Una periodista amiga me dijo que éramos valientes le respondí que no somos mejores que nuestros compañeros que en la patria dejan el alma en el empeño de derrotar el COVID. Creemos que tenemos en común las enseñanzas y el ejemplo de un padre que el viernes cumplió 95 años. No tenemos alternativas.

¡SEGUIMOS EN COMBATE!

Un abrazo.

agosto 13/2021 (Cubadebate)

agosto 16, 2021 | Maria Elena Reyes González | Filed under: De la prensa cubana | Etiquetas: , , , |

Comments

Name (required)

Email (required)

Web

Speak your mind

*

code